Les Arts presenta una ópera ‘ligera’ de Martin i Soler para soñar con tiempos mejores

Les Arts presenta una ópera ‘ligera’ de Martin i Soler para soñar con tiempos mejores

Imagen de Miguel Lorenzo

‘Il tutore burlato’, protagonizada en su mayoría por alumnos del Centro de Perfeccionamiento, es una obra de juventud de este compositor valenciano admirado por Mozart

Como ha hecho con muchas otras cosas, la pandemia también desbarató los planes del Palau de les Arts para estrenar el año pasado la ópera Il tutore burlato del compositor valenciano Vicente Martín i Soler. Si todo hubiera salido como estaba previsto, la producción habría debutado en italiano en la sala que lleva el nombre de su compositor para después, en versión valenciana, salir de gira por distintas poblaciones en el camión de Les Arts Volant.

El plan, al final, se ha cumplido al revés: la obra se ha ‘rodado’ primero en la carretera y ahora regresa al teatro, donde tendrá funciones los próximos 13, 17, 20 y 22 de noviembre. La representación del día 20 podrá verse en abierto en la web del propio Palau de les Arts.

Esta historia “ligera” de un enredo amoroso, protagonizada en su mayoría por cantantes del Centro de Perfeccionamiento del coliseo, es “una ópera de todos para todos”, según ha afirmado Cristóbal Soler, el director musical, durante la presentación. Ponerla en escena, ha añadido, significa “defender nuestro patrimonio lírico”.

Se trata de una obra de juventud de Martín i Soler, “muy divertida” y cuya música, “de una belleza increíble”, tuvo una influencia decisiva en Las bodas de Fígaro de Mozart. De hecho, ha explicado Soler, la admiración del compositor austriaco por el valenciano fue tal que llegó a citar en Don Giovanni un fragmento de Una cosa rara, otra de sus obras.

Por su parte, el director de escena, Jaume Policarpo, ha subrayado la dificultad de crear una escenografía que pudiera adaptarse a las limitaciones del camión de Les Arts Volant pero que, a la vez, tuviese sentido en el contexto más amplio del teatro. La solución ha sido idear un espacio “versátil y dinámico” que respirara el mismo ánimo “ligero y vitalista” que se desprende de la obra.

La estética es neoclásica, aunque “estilizada y modernizada”, algo que se aplica a los decorados y también al vestuario de los personajes. Así, los ropajes del siglo XVIII se actualizan con toques más propios de la “moda de pasarela” y se ha procurado que hasta los colores de las pelucas sean “llamativos y actuales”.

Otra novedad introducida por Policarpo es el uso de títeres que actúan como el espejo de los protagonistas de la ópera. “No resultó fácil porque tenían que manipularlos los propios cantantes y al ser grandes y complejos podían comprometer su presencia escénica. Pero al final hemos logrado resultados muy convincentes”, ha señalado el director de escena.

Durante su gira con Les Arts Volant, Il tutore burlato se ha “enriquecido” aunque ahora, sobre las tablas del Palau de les Arts, acompañada por la Orquesta de la Comunidad Valenciana, “es un concepto diferente”. Su intención, ha asegurado Policarpo, ha sido conseguir que no se vea “como una ópera popular que viene de hacerse en la calle”.

Por su parte, Jesús Iglesias Noriega, director del coliseo, ha confiado en que esta nueva producción, el primer espectáculo escénico que llega esta temporada al teatro Martín i Soler, consiga que el público “desconecte” de la pandemia. “Les Arts es seguro”, ha afirmado. “No es una voluntad, es una realidad”.

LEE EL ARTÍCULO EN EL MUNDO